viernes, julio 15, 2016

QUINCEAÑERA...UN SUEÑO PARA KEILA....

Hace algunos años Dios escogió unos padres amorosos y un hermanito travieso que abrirían su corazón, para dar la bienvenida a una hermosa chiquitina llamada KEILA….ella será la protagonista de nuestra historia.

Llegó a una familia maravillosa para llenar la casa de alegría y travesuras, tomaron sus manitas y descubrieron sus sonrisas, sus primeras palabras, su primer diente, sus primeros pasos y sin darse cuenta la vieron crecer entre juegos y cuadernos, entre los amigos de la cuadra y del colegio….

Por esas cosas de la vida su camino se ha cruzado su camino con el mío y nos hemos conocido……..Hablamos del futuro, de nuestro pueblo Ocaña, de los amigos y de las celebraciones de la vida……Después de escucharla, hacerla feliz era la prioridad, así que en 24 horas, convocamos a nuestros cómplices de sueños en Ocaña y en Bucaramanga y las manos se unieron una vez más.

Decidimos acortar las distancias que separaban a Keila de su padre, él estaba lejos, así que emprendió un viaje para que su familia estuviera reunida en la fecha más importante para una niña, sus 15 años.

Llegó el día esperado…..entré a su habitación, pero ella estaba en un encuentro con Dios……..reunidos en torno a su cama vimos como su fe era nuestro ejemplo….

La sonrisa pronto apareció en su rostro, al recibir nuevos regalos y visitas, no esperaba ninguna sorpresa, la maquillamos tenuemente, y se sorprendió cuando le entregamos un vestido como lo había soñado, largo y de su color preferido.

Tomamos algunas fotografías y me despedí……..De aquí en adelante la complicidad corría a cargo de sus amorosas enfermeras, quienes le habían prometido un paseo por la clínica, para que todos felicitaran a la quinceañera.

Un piso más abajo habíamos decorado con esmero la sala de quimioterapia, sus compañeritas de tratamiento daban los últimos toques y opiniones, todo debía quedar perfecto, apagamos las luces y entre risas esperábamos la entrada de una soñadora….

La puerta se abrió, la música sonó y sus enormes ojos se encontraron con los ojos de sus padres, quienes la esperaban con rosas, con globos y con amor infinito.

Para su padre, su madre y hermano ella seguirá siendo la consentida de la casa…….hoy se guardaran sus muñecas y se convierte en una mujercita hermosa, que tiene la frescura de las flores y la esencia del amor, es la princesa de los sueños, que atesora todo lo bueno de la vida en su corazón…………las notas de una serenata abrían el paso a una nueva etapa…..

Cambió sus sandalias de niña, por las zapatillas y abrazada a su padre bailo su primer vals…. Alzamos nuestras copas y brindamos por su vida, por su ternura, por su amor, por su fuerza y su valentía.

Una vez más, muchas manos se unieron para hacer posible un sueño …Gracias, a Mireya, A Ali, Néstor y sus niñas, a Luisa y Gibrán, por atender siempre y de manera incondicional nuestro llamado.  

Gracias a la Dra. Jenny, el Dr. Diego, La sicóloga Claudia y las enfermeras del 6 y 7 piso, por pensar siempre en el bienestar de los niños y hacer su trabajo con amor.

Gracias a cada una de las personas que laboran en la clínica Materno infantil San Luis, facilitaron nuestro ingreso y el de esta gran sorpresa para Keila, gracias por el apoyo y la compañía.

Solo me resta decir que una vez más, muchas manos se han unido para transformar dolor en ESPERANZA….


DIOS Y LA VIRGEN TE BENDIGAN HERMOSA KEILA….
FUNDACIÓN ESPERANZA VIVA.







































No hay comentarios.: